Rutas para hacer en familia cerca de Tarragona

Post - Rutas para hacer en familia cerca de Tarragona

Si algo hemos aprendido a apreciar (más de lo que ya lo hacíamos) en este 2020 ha sido a disfrutar de aquellos rincones que tenemos tan cerca de casa que apenas si les prestamos atención.

Perdemos tanto tiempo sumergidos en fotos de bellezas imposibles de lugares remotos que se nos olvida que vivimos rodeados de naturaleza. Se nos olvida que solo hay que sacar un pie fuera de las ciudades para encontrarnos mano a mano con lo que nuestro territorio nos ofrece. Y que es mucho.

Por eso, hoy os hablamos de estas rutas para hacer en familia cerca de Tarragona. Algunas de ellas son las que nos han salvado en este año esperpéntico entre confinamientos y desescaladas.

La ruta de las ermitas (Ulldemolins)

Una ruta de montaña sencilla con un atractivo muy especial: un puente colgante de madera que cruza un riachuelo. Nosotros lo encontramos caído y tuvimos que cruzar literalmente el lecho del río, pero suponemos que las autoridades pertinentes lo arreglarán, si no lo han hecho ya.

Con la Ermita de Sant Antoni como punto de partida, encontramos una senda bastante plácida para caminar a buen ritmo hasta llegar a la Font de la Gleva donde el camino empieza a estrecharse y a complicarse ligeramente para finalizar en la encantadora Ermita de Sant Bertomeu.

Se trata de una ruta con muchas zonas de sombra y con una poza natural donde refrescarse. Ideal para el verano.

El Bosc de les Bruixes (L’Argentera)

Partiendo a pie desde L’Argentera hacia Escornalbou, nos adentramos en esta ruta que, si bien no tiene una dificultad muy alta, sí se hace algo pesada en algunos tramos.

Para llegar al Bosc de les Bruixes tenemos que recorrer un largo tramo de camino pedregoso con un desnivel considerable y sin ninguna sombra que nos cobije. Pero el esfuerzo merece la pena porque al terminar la pista de tierra, de repente, el camino se complica ligeramente y nos adentramos en un bosque frondoso hasta llegar a un claro ambientado como una pequeña aldea que parece haber estado habitada por brujas que ya no están.

Esta zona del bosque, ahora ambientada con artilugios que nos recuedan a las brujas (hogueras, calderos, escobas, frascos…), estaba realmente habitada en otros tiempos por familias de carboneros que construyeron sus chozas aprovechando las cavidades formadas en las rocas.

Se trata de un recorrido circular, entretenido y algo “mágico” que hacia su tramo final nos regala unas vistas impresionantes. Tiene una dificultad media pero, para niños a partir de unos 6/7 años, es más que recomendable. En esta ruta no hay pozas ni fuentes donde refrescarnos y la mayor parte del recorrido se hace a cielo abierto, por lo que desaconsejamos realizarla en los meses de verano; nosotros la hicimos en julio y durante algunos tramos lo pasamos regulero por el sol y el calor.

Niu de l’Àliga (Alcover)

El Niu de l’Àliga puede que sea, junto con La Riba, uno de los puntos en los que disfrutar de un día en la naturaleza más conocidos de las cercanías de Tarragona. Esta ruta está especialmente masificada en verano por las maravillosas pozas de agua helada fría que encontramos durante el recorrido.

La ruta para llegar hasta la poza que da nombre a este lugar empieza en Mas Forés, en la población de Alcover. Aquí encontramos una caseta de información y un parking de pago en el que podemos dejar el coche todo el día por 5 euros.

Se puede aparcar de forma gratuita en la Ermita del Remei a poco más de un kilómetro del parking de pago, pero la zona del merendero y el parque infantil de Mas Forés nos parecen el lugar perfecto donde terminar la jornada de senderismo, por lo que consideramos los 5 euros bien invertidos si podemos llegar al coche sin tener que caminar 1 kilómetro más al final de la jornada (sobre todo, yendo con peques).

Esta ruta es ideal para familias con niños, por lo menos durante el tramo que llega hasta el Niu de l’Àliga. Eso sí, esta poza está siempre muy concurrida, por lo que si queréis un poco de tranquilidad, podéis llegar hasta les Fonts del Glorieta. El camino desde El Niu hasta les Fonts tiene un nivel de dificultad mayor y quizá no sea recomendable para niños muy pequeños.

Pero no nos gusta demasiado delimitar las actividades por edades porque cada familia es un mundo y cada peque tiene sus propias habilidades. Así que siempre podéis empezar el camino y si os resulta demasiado complicado podéis daros la vuelta. Y Santas Pascuas. Si no lo probamos no lo sabremos.

Camí de Ronda (Tarragona)

Los caminos de ronda son un privilegio costero que nos hablan y nos transportan a la historia del lugar. Vivir en el litoral tiene muchas ventajas pero, en tiempos no muy remotos, conllevaba también muchos riesgos y muchos peligros que llegaban precisamente desde el mar. De ahí la importancia de estos caminos que eran mucho más que una forma de unir diferentes enclaves costeros; eran parte imprescindible de la defensa del territorio.

Quizá uno de los caminos de ronda más famosos sea el de la Costa Brava, puesto que hace ya años que se está recuperando y adecuando para los senderistas actuales. Pero el camino de ronda de Tarragona le va a la zaga y, precisamente porque no está tan explotado o masificado, guarda el encanto de otros tiempos.

Pasear por el Camino de Ronda de la Costa Dorada es una forma de desconectarse de la actualidad y conectar con otra forma de vivir no tan lejana en el tiempo como nos pueda parecer.

El recorrido completo de este camino cuenta con más de 34 kilómetros, pero nosotros hicimos un tramo muy cortito, desde la playa de la Mora hasta el Castillo de Tamarit, ideal para hacer con los más pequeños y que no os tomará más de dos horas (ida y vuelta), a no ser que decidáis daros un chapuzón al llegar al castillo.

Pont del Diable (Tarragona)

El Pont de les Ferreres o Pont del Diable, como se le conoce popularmente, es uno de esos lugares que hay que visitar cuando se está de paso en Tarragona y uno de esos lugares que hay que querer como propios si se es de la zona o si se vive en ella. Es un símbolo de la ciudad.

Aunque el atractivo principal sea el de contemplar la monumentalidad del acueducto, encontramos aquí una ruta circular perfecta para hacer con niños. Eso sí, no hay fuentes ni pozas y, aunque nos adentramos en un pinar, la sombra escasea. Por eso, es muy importante llevar mucha agua, protección solar y gorras.

Tenemos la oportunidad de pasar un día de excursión muy completo, ya que la naturaleza y la historia se dan la mano en este lugar. Además, podemos caminar por encima del acueducto que es una experiencia extraordinaria y que no deja indiferente a nadie.

Vivimos en una zona privilegiada rodeados de mar y de montañas, por eso estas rutas de las que os hemos hablado hoy son solo una pequeña muestra de la riqueza natural de Tarragona.

Esperamos que este 2021 sea más amable y nos permita volver a disfrutar de todo aquello que nuestro entorno nos regala. En cuanto la vida vuelva a parecerse a la normalidad pre-covid, nos pondremos en marcha de nuevo para ampliar este post con nuevas rutas y nuevas experiencias.

Hasta entonces, ¿nos recomendáis rutas para hacer por la provincia de Tarragona? ¿Cuáles son esas excursiones improvisadas que mejor os han funcionado? ¡Aceptamos sugerencias de cualquier otra zona!

🔗 ARTÍCULOS RELACIONADOS SOBRE TARRAGONA

Laura
Laura
En la blogosfera desde 2011 con mi pequeña ventana al mundo www.laurablanch.com, que nació como un lugar donde almacenar mis escritos de distintas temáticas y, al convertirme en madre, terminó convirtiéndose en un blog sobre maternidad y crianza con buena acogida (no descarto que el blog pueda tomar otro rumbo).

8 Comments

  • Muy buenas rutas las que explicais, pero cuidado, NI el Catillo de Tamarit NI la playa de la Mora son de Altafulla!!! Ambos pertenecen a Tarragona.

  • Tuvo que llegar el bicho para darnos cuenta de las bellezas que tenemos a la vuelta de la esquina. Y nos ha pasado a todos, creo. A mi seguramente .
    Me alegro que podáis sacar algo tan bueno como estas rutas por la provincia de Tarragona tras todos estos meses de confinamientos.
    Las rutas en la naturaleza son mi punto débil en cualquier lugar que visite. Así que estás opciones que ofrecéis están ya todas anotadas. Aunque de todas me quedo con la de L’Argentara y la del Puente del Diablo. Ambas tienen algo especial para mí, me encanta moverme en un ambiente donde se respira magia o por lugares cargados de historias.
    No conozco la provincia de Tarragona, pero seguramente tendrá muchos rincones que merecen la pena ser descubiertos.

    • ¡Hola María!

      Pues si te gustan las leyendas, no dejes de ver el vídeo de nuestra visita al Pont del Diable que está enlazado en este post. Ahí contamos la leyenda que pesa sobre la construcción del acueducto 😉

      Un saludo 🙂

  • Wow!!!! Me han encantado todas las rutas para hacer en familia cerca de Tarragona que planteáis en el post!
    Nosotros como vosotros (pero sin tener familia) somos unos amantes de hacer alguna rutilla y este año más que nunca nos han salvado de muchos días aburridillos!

    Una pregunta, la ruta del puente colgante, ¿sabes si hay alguna web donde podamos ver si está ya reformado?

    Ains creo que mi favorita de hacer sería la del pont del diablo! Poder caminos sobre un acueducto debe ser increíble!! Muchas gracias por compartir toda esta info chicos 🙂

  • Pues precisamente con lo de la nueva compañía de tren nos estamos planteando visitar Tarragona el verano que viene, así que este post nos viene al pelo. Me ha gustado mucho lo que indicáis en alguna ruta que si son aptas para hacer en verano, con sombra y pozas, porque muchas rutas de senderismo son imposibles en verano con el calor y es una pena porque es cuando más tiempo se tiene para hacerlas.
    Gracias por este post de Rutas para hacer en familia cerca de Tarragona que nos viene fenomenal a los que no conocemos la zona.

Leave a Comment

Este formulario recopila tu nombre, tu correo electrónico y el contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información, revisa nuestra Política de Privacidad.