Qué hacer en Bruselas con niños

Estoy convencida de que una de las fórmulas más buscadas en internet es la de “¿Qué hacer con niños en… ?”. Y no es para menos, pues viajar con nuestras/os hijas/os es una experiencia maravillosa pero no es sencillo hacerles sentir realmente partícipes. Es todo un reto para nosotras/os, las/los adultas/os, que no se sientan sólo llevadas/os de aquí para allá.

Hoy os traemos nuestra propia lista de sugerencias para que podáis disfrutar de vuestra estancia en Bruselas con vuestras/os peques.

¿Qué hacer en Bruselas con niños?

¿A quién no le gustan las listas? Pues, vamos allá con nuestras diez sugerencias:

1 – Mini-Europe

No hay guía o blog de viajes que se precie que no contemple entre sus planes en Bruselas una visita a Mini-Europe. No en vano es una de las atracciones turísticas más visitadas de la capital belga con sus más de 350 maquetas a escala 1:25 de algunos de los monumentos más importantes y representativos de 80 ciudades de la Unión Europea. Un plan lúdico-educativo ineludible si vais con niñas/os en el que además hay muchos botones para tocar… ¡qué más se puede pedir!

2 – Atomium

Los bruselenses están muy orgullosos de su Atomium, de hecho lo presentan como la Torre Eiffel de Bruselas. Fue construido para la Exposición Universal de 1958 y, del mismo modo que ocurrió en su día con la famosa Torre de París, la ciudad decidió no desmontarlo como es costumbre en este tipo de eventos.

Cada una de las esferas del Atomium está dedicada a una actividad y/o exposición concreta (algunas esferas no se utilizan por motivos de seguridad) y están conectadas entre sí por túneles con escaleras mecánicas. En la esfera superior está situado el mirador al que se sube a través de un ascensor rapidísimo.

Hay una esfera dedicada a las/los niñas/os pero, justo el día que visitamos el Atomium, ésta estaba cerrada. Una pena.

3 – La ruta de los meones

Para quien no lo sepa, el símbolo de Bruselas es un niño pequeño haciendo pis: el Manekken Pis. No te puedes ir de la capital de Bélgica sin visitar a este pequeño granujilla.

Desde hace ya unos cuantos años, también podemos encontrar la estatuilla de una niña en cuclillas haciendo pis y la de un perrito levantando la pata en plena calle. Podéis tomar mapa y bolígrafo y salir en su búsqueda.

4 – Ruta del cómic

Las calles de Bruselas son todo un museo del cómic en sí mismas. Podéis encontrar infinidad de murales con escenas de cómics famosos en muchas de las calles de la ciudad.

En los mapas turísticos de Bruselas suele venir marcada esta ruta y seguirla es una oportunidad para recorrer las calles del centro y no dejarse nada interesante por ver. Si las/los peques tienen su propia cámara podemos jugar a que, cada vez que encontremos un mural, le saquen una foto y al fnal del día hagan un recuento.

5 – Comerse un gofre con chocolate en la Grand Place

El centro neurálgico del turismo en Bruselas es, sin duda, la Grand Place y las calles que la rodean están repletas de comercios de todo tipo y, por supuesto, no pueden faltar las gofrerías… están por todos lados.

Así que, si hay algo que no puede dejar de hacerse en Bruselas es comerse un gofre (son deliciosos y sorprendentemente baratos) y visitar la Grand Place. Y, ¡qué mejor plan que hacer las dos cosas a la vez!

6 – Parlamentarium

Bruselas es la capital de la Unión Europea y en el Parlamentarium podemos adentrarnos en la historia de la Unión desde su creación hasta hoy y podemos conocer de primera mano cómo funciona el Parlamento Europeo y para qué sirve.

Se puede visitar de forma autónoma y cuentan con recorridos especializados para familias y/o grupos escolares. Para las familias con niñas/os de entre 6 y 10 años existe una especie de búsqueda del tesoro llamado “Luna”.

La entrada al Parlamentarium es gratuita y está abierto todos los días de la semana excepto 01/01, 01/05, 01/11, 24/12, 25/12 y 31/12.

7 – Antiguo Palacio de Bruselas

Si lo vuestro son las ruinas y los recorridos históricos, éste es vuestro lugar. El Palacio de Coudenberg fue construido entre los siglos XI y XII y fue creciendo en tamaño e importancia hasta 1731 en que un incendio arrasó la zona y dejó el palacio en ruinas. Cuarenta años después, los restos del Palacio antiguo fueron sepultados para construir el nuevo Palacio Real de Bruselas como lo vemos hoy.

Ciertamente, no es un recorrido espectacular y hay poco en pie que se pueda ver pero estar bajo tierra siempre tiene su encanto y si, además, es un día de calor extremo se agradece estar al fresco un rato mientras se aprende algo nuevo.

8 – Casa del Rey (Museo de la Ciudad de Bruselas)

Situado en plena Grand Place, este espectacular edificio neogótico declarado Patrimoni Mundial por la Unesco alberga el Museo de la Ciudad de Bruselas.

En este museo se hace un repaso de la historia, el arte, las tradiciones y la cultura de la capital belga y, como colofón final, encontramos el Manekken Pis original y su guardarropía que cuenta con más de 1000 trajes.

9 – Visitar Brujas y/o Gante

Si vais a pasar varios días en Bruselas no podéis perder la oportunidad de pasar un día en Brujas y/o en Gante, o un día en cada una. Hay quien visita ambas ciudades en un día pero, sinceramente, nos parece una locura y un estrés innecesarios, sobre todo si vais con niñas/os.

Si, por una cuestión de falta de tiempo, tuviéramos que recomendaros una de las dos ciudades para visitar, sin duda, nos quedaríamos con Gante. ¡Ojo! Ambas son increíblemente bellas pero Brujas está tremendamente masificada. Aunque tener que elegir entre una de las dos es tan feo como eso de ¿a quién quieres más: a papá o a mamá?

10 – Walibi Belgium

Hemos dejado Walibi para el final, no porque sea menos importante sino porque nos parece EL planazo si viajáis con niñas/os.

Se trata de un parque de atracciones con zonas tematizadas situado a apenas una hora en tren desde Bruselas. Con una oferta amplísima de atracciones de todo tipo de intensidades y para todo tipo de edades, es el lugar ideal para dar rienda suelta a la energía de nuestras/os pequeñas/os y para pasar un día diferente en nuestra vorágine viajera.

Como hemos dicho al empezar, ésta es una lista de sugerencias. A veces, nos aprendemos las “cosas que hay que hacer en…” tan de memoria que se convierte en un estrés el tener que cumplir con todo lo planeado. Así que, ya sabéis, keep calm y disfrutad de vuestro tiempo juntos.

18 comments
  1. Para mi Bruselas es siempre un planazo, con niños o sin ellos. Desde luego vosotros buscáis cosas especiales para que la niña no se aburra y se sienta protagonista del viaje. Yo, aunque no tengo niños, añadiría ir al mercado de pulgas de Place du Jeu de Balle, creo que a los pequeños les puede parecer muy divertido ver objetos antiguos, como teléfonos o gramófonos, por no hablar de juguetes de los que hacían falta un grupo de niños para pasar la tarde. Un saludo y a seguir disfrutando con la enana de la familia.

    1. ¡Hola Kris! El mercado de pulgas nos quedo pendiente, teníamos muchas ganas de ir. Los planes con peques al final la mayoría son para toda la familia. Pero si es verdad, que muchas veces, intentamos buscar planes más específicos para ella. ¡Un saludo! 🙂

  2. ¡Hola chicos!
    He estado 3 veces en Bruselas (mi hermana vive allí) y mira que ninguna tenemos niños pero, quitando el Mini Europe y el Walibi hemos visto todo! Lo bueno que tienen los planes que proponéis es que son planazos para hacer con peques pero a los mayores también nos gustan 😉
    Mi favorito es el del gofre, como no podía ser de otro modo, pero la ruta del cómic me encanta y el Parlamentarium también.
    ¡Un abrazo!

  3. No sabéis lo bien que me viene este post porque en un par de meses iremos a Bruselas con el peque! Lo malo es que él tendrá solo 11 meses y las cosas para niños aun no las disfrutará. Nosotros habíamos pensado en ir un día a Gante y otro a Brujas. Estaremos 6 días en Bruselas, yo creo que da tiempo, verdad?
    Gracias por el post!

    1. ¡Hola Naiara! Os da tiempo de sobras, nosotros también estuvimos 6 días en Bélgica, pero repartidos entre Bruselas (4) y Amberes (2). Y nos quedamos con pasar al menos una noche en Brujas y otra en Gante, porque son ciudades que nos encantaron, pero que nos hubiera gustado disfrutarlas más. ¡Un saludo y buen viaje! 🙂

  4. Qué buen post familia! Ya he estás dos veces en Bruselas pero ninguna de ellas con mi pequeña brujita. Si por una casualidad hubiera una tercera vez, me la llevaría sin duda. Muchas gracias por las ideas y las actividades que nos recomendáis! Enhorabuena por vuestro trabajo 😘

  5. Totalmente de acuerdo. Muchas veces los más peque de la casa no se sienten parte del viaje y esto creo que es fundamental para hacerles vivir la experiencia.
    La verdad es que todas las visitas que destacáis en el post son perfectas para hacer si se va a Bruselas con niños… vamos, nosotros las hicimos casi todas y ya no lo somos tanto! Una guía muy completa para quienes no tengan claro que hacer en esa preciosa ciudad 😉

    1. ¡Hola Pilar! A nuestra peque la intentamos involucrar desde el armado del viaje, que se sienta parte es muy importante para nosotros. Y muchos de estos planes los escogió ella misma. Planes para peques, pero también para toda la familia, claro. ¡Un saludo! 🙂

  6. Estuvimos este verano y nos perdimos el parque de atracciones de walibi pero nos lo apuntamos para la siguiente escapada que seguro haremos a Bruselas.
    Esta ciudad es ideal para viajar con niños. Un post muy completo. Me ha encantado

  7. Pues la verdad que me parecen todos un planazo , ya sea para niños o para niños de mi edad, jejeje…nosotros estuvimos en 2014 y no entramos en el MiniEurope por lo caro que es. Al leer el titulo pensé rápido en la ruta de los meones, y veo que es uno de vuestros puntos. De la lista, no he cumplido con el MIniEurope ni con Walibi, el resto nos pareció maravilloso. Nosotros acabamos de hacer un viaje con nuestra sobrina de 3 años y comprendo perfectamente la búsqueda “que hacer con niños en….” Ánimo, estáis educando a los viajeros del mañana 😉

  8. Yo creo que al final los niños se lo pasan bien en los mismos sitios que los grandes si se les enseña lo que significa viajar. Es igual que en sus ciudades, tienen que saber donde están y cuando es el momento de jugar y cuando es el momento de hacer lo que los mayores dicen. Bruselas es una ciudad fantástica para visitar con y sin niños. Me ha gustado el parque de atracciones que has añadido al final, en el que seguro que los grandes disfrutan tanto como los niños, no había oído hablar de él. . Un saludo

    1. ¡Hola Carmen! Coincido, los niños pueden convivir realizando los mismo planes que los adultos, pero siempre hay que plantearlo de una forma un poco más ludica (por lo menos así lo vemos nosotros), también hay que tener en cuenta el ritmo, y saber parar cuando ellos lo necesitan. ¡Un saludo! 🙂

  9. En Bruselas y en los alrededores hay mucho que ver y hacer… pero claro, cuando se tiene hijos las visitas y actividades cambian. Pero por lo que te estoy leyendo veo que no has alterado mucho los imprescindibles, así que mi enhorabuena!! Eso sí, a la próxima me apunto a Walibi Belgium ;D Abrazo, familia.

    1. ¡Hola Maria Jose! Es importante saber que el viajar con niños te da otro enfoque de la ciudad, pero siempre sin dejar de visitar los imprescindibles. Se puede combinar planes para ellos, y para hacer todos juntos también. Walibi mola mucho. ¡Un saludo! 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like